Una vida de mentira

28-09-2010 at 17:53 Deja un comentario

Hoe ik nimmer de Ronde van FrankrijkIvo Victoria Frankrijk
voor min-twaalfjarigen won
(en dat het me spijt)

Nunca gané el Tour de Francia
para menores de doce años
(y cuánto lo lamento)

Ivo Victoria
Editorial Ambo | Anthos ©2009

Mientras que la mayoría de los niños se limita a inventar simples bravuconadas para impresionar a sus compañeros de clase («ayer me bebí un litro de cocacola de un trago»), el héroe del fascinante debut de Ivo Victoria le cuenta a su mejor amigo un bulo de proporciones cósmicas. Ivo —el personaje principal se llama igual que el autor— se inventa un evento deportivo inexistente, el Tour de Francia para menores de doce años, y se declara como último ganador absoluto, ofreciendo a su crédulo amigo Dries todo tipo de detalles sobre las diferencias entre la longitud de las etapas del Tour de verdad y el de menores, las categorías de los puertos de montaña y la letra pequeña del reglamento en lo relativo a la edad de los participantes. Incluso le asegura tener una gran amistad con Lucien van Impe, el último ciclista belga que ganó el Tour.

Veinticinco años después, Ivo quiere quitarse de encima el peso de aquella mentira y ofrecer sus más sinceras disculpas a su antiguo amigo. Para ello, el protagonista regresa a Edegem, su pueblo natal, un viaje que permitirá al autor realizar un largo recorrido por la infancia y la adolescencia del protagonista. Gran parte de la historia se centra en los años escolares de Ivo, cuando, gracias a aquella invención de su triunfo como ciclista, se convierte en uña y carne con el tímido Dries. En ese periodo, Ivo también está convencido de contar con el amor de Anja, una niña a la que le ha dicho que su verdadero nombre es Tarzán. El lector sabe, sin embargo, que Anja dedica sus miradas a otro chico que hay detrás de él. Su vida es una gran mentira.

La tragedia de Ivo sale pronto a la superficie. Sus fabulaciones dignas del mejor Samaniego no son más que bombas de humo con las que enmascarar su inseguridad y su soledad. Poco a poco, a medida que el relato se aproxima al momento en que el protagonista, ya en la edad madura, siente un ataque de pánico y experimenta la necesidad de buscar a su viejo amigo, el libro se convierte en un estudio de color sepia sobre las muchas formas en que los recuerdos dejan cicatrices indelebles en la vida de las personas.

El proceso mediante el cual va tomando forma la identidad de Ivo es una gran aventura para el lector. Dries, Anja y todos los demás chicos del colegio crecen, pero él sigue siendo en parte un niño y su percepción de la realidad sigue estando influida por los altos vuelos que tomaba su imaginación infantil. El paréntesis que sirve de apéndice al larguísimo y seductor título de este libro tiene dos lecturas. Por un lado, Ivo quiere disculparse ante sus amigos por haber mentido (no hay un Tour para menores de doce años). Pero lo que él lamenta de verdad no es la mentira en sí, sino el hecho de no haber ganado aquel evento deportivo imaginado ni ninguna otra cosa.

El tema de la novela es a primera vista muy sencillo —el conocido conflicto interior del chico que no quiere hacerse adulto—, pero el lector atento descubrirá una estructura narrativa rica y compleja. En cualquier caso, la receta a base de partes iguales de nostalgia y humor funciona a las mil maravillas.

Gonzalo Fernández
www.gonzalofernandez.es


Anuncios

Entry filed under: Libros, Literatura, Literatura flamenca, Literatura holandesa. Tags: , , , .

El carácter indomable del espíritu humano Siete cuentos de Dimitri Verhulst

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Subvenciones para editores



A %d blogueros les gusta esto: